Slider

Microsoft apuesta por ChatGTP con Azure

Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en linkedin

El chatbot que usa Inteligencia Artificial para responder preguntas y elaborar textos de manera muy similar a la de una mente humana será impulsado por Microsoft, quien está invirtiendo en su desarrollo y la está poniendo disponible para sus desarrolladores.

La IA (Inteligencia Artificial) está cada vez más cerca del común de los mortales. Existen cientos de aplicaciones, incluso en los smartphones, que poseen ciertas funcionalidades inteligentes y de aprendizaje autónomo. Y a nivel corporativo cada vez forman más parte del día a día productivo. Es por es que no es de extrañar el último anuncio de Microsoft: el lanzamiento de su servicio Azure OpenAI, que será compatible con ChatGPT, el chatbot de IA que está rompiendo esquemas.  

Semanas atrás informaron que estaban invirtiendo en OpenAI – unos US$10 000 millones en el proyecto inicial – y se sabía que querían integrarlo a su buscador, pero ahora han afirmado que estará integrado a casi todos sus productos para que sus desarrolladores – y usuarios – puedan emplearlo. El fin es, según informa la prensa estadounidense, democratizar el acceso a la IA.

Azure OpenAI debutó en noviembre de 2021 como algo exclusivo de algunos pocos clientes corporativos. Ahora estará disponible para cualquier cliente que cumpla los principios éticos de la compañía y desee desarrollar nuevos usos en la nube. Se incluye el sistema de lenguaje GTP-3,5 y Codex, así como el modelo Dall-E (generador de imágenes artificiales con IA). Además, el CEO de Microsoft, Satya Nadella, ha informado en redes sociales que se agregará pronto el chatbot ChatGPT.

¿Qué es ChatGTP?

La tecnológica OpenIA es dueña del popular chat de IA que está rompiendo esquemas entre algunos expertos, que lo miran con entusiasmo y creen que podría ser el siguiente paso, aquel que ponga fin al imperio del buscador Google. Por eso no es de extrañar que Google haya anunciado recientemente el lanzamiento de ‘Sparrow’, un chatbot con IA que tenían en fase de investigación su división especializada en IA conocida como DeepMind. La diferencia es que ahora ya no está en exploración científica, sino que existe oferta comercial que le permite atender a la competencia.

¿Por qué se ha generado tanto revuelo que ChatGTP sea impulsada por Microsoft? ¿Por qué se ha asustado a Google? Quienes trabajan en la nube de la compañía que fundó Bill Gates, Azure, podrán ejecutar aplicaciones de forma directa usando diferentes modelos de Inteligencia Artificial y pronto accederán directamente a ChatGTP, que se dice funciona bastante bien.

ChatGTP es un prototipo de chatbot de inteligencia artificial desarrollado en 2022 por OpenAI. Está especializado en el diálogo. Según el portal Xataka, “se trata de uno de los sistemas de IA más capaces que hemos probado en los últimos tiempos, capaz de responder a cualquier cosa que le pidas, y de hacer muchas cosas que le solicites. Se ha hecho tan popular, que incluso se han creado muchos proyectos alternativos”.

Es un proyecto que usa la inteligencia artificial para mantener conversaciones. Entiende lo que le preguntas y te responde atendiendo al contexto, como los humanos. Incluso elabora textos o noticias y hace traducciones. Es un modelo con más de 175 millones de parámetros, entrenado con grandes cantidades de información. Ha sido entrenado en base a preguntas que le permiten aprender de forma automática a responder.

Ha sido entrenada para mantener conversaciones con cualquier tipo de persona y responder con precisión, de forma coherente. “Lo más sorprendente de este chat por IA concreto es que es capaz de darte unas respuestas muy acertadas y completas, incluso de varios párrafos. Además, en estas respuestas es capaz de expresarte de manera natural y con información muy exacta, lo que hace muy complicado distinguir que el texto ha sido generado por IA”, relatan desde Xataka.

Puede hacer una redacción de 1000 palabras sobre un tema concreto antes de que el humano empiece a buscar un concepto en Google y eso ha alertado a algunas universidades, para evitar plagios o que se presenten los alumnos documentos sin haber realizado investigación alguna. Eso sí, aún tiene limitaciones. Por ejemplo, no puede reemplazar a un periodista que verifica la veracidad de una noticia y la IA puede cometer errores basados en la información que maneja.

En el caso de Sparrow, la versión beta de Google, informan que tiene la posibilidad de citar las fuentes de información (78% de los casos) y eso permite saber si confías en lo que te está respondiendo. El equipo también está trabajando en hacer que la IA decida que no puede responder una pregunta de manera fiable, dejando que un humano tome la decisión de si confía o no. Eso sí, todavía no hay fecha de su integración al buscador y todavía no se conocen tantos entusiastas promotores como ha conseguido su rival.

La inteligencia artificial intenta replicar y desarrollar la inteligencia de los humanos – inteligencia racional – a través de las computadoras. Comenzó a desarrollarse luego de la Segunda Guerra Mundial. El nombre lo acuñó en 1956 el informático John McCarthy, pero no existe una única definición. La IA abarca en la actualidad una gran variedad de subcampos. Ya no solo juega ajedrez o pinta cuadros, sino que conversa casi como humano, tal como lo hace ChatGTP. Y llegó para quedarse, porque la competencia solo lleva a nuevas mejoras.

 Sepa más: Reuters ha informado que Microsoft pondrá un plan de restructuración. Esto podría implicar una redución en 5% su planilla, lo que implica despidos de casi 10 mil personas en todas las áreas.